Regulación o censura

^***^
Banalización:RAE.-Dar a algo carácter Trivial, común e insustancial.

***

Primero, le voy a llevar la contraria al Ministro de la Presidencia (el eterno minestrable) diciendo que la televisión es cualquier cosa menos banal. La televisión, en España al menos, es un medio de manipulación, de desinformación y sobre todo de opinión camuflada de información.

Disertábamos ayer en casa de Manolo Saco sobre el éxito de la telebasura, sobre si los programas de vísceras es lo que el pueblo quiere ver o sobre si la gente ve lo que “le echan” (como la comida al ganado). También discutíamos (pero de buen rollo) si el éxito de la analfabeta de San Blas y reina del pollo frito (uno puede ser analfabeto y tener dos carreras, aunque no es el caso) es porque se parece tanto al pueblo vulgar que éste se siente representado por ella o porque no es tan analfabeta como algunos pensamos y su éxito se debe a un polvo bien explotado.

En cualquier caso, la televisión que se hace en España es deprimente. El “pan y futbol” de los años cuarenta del pasado siglo se han convertido en “vísceras y fútbol” y atontonamiento general. Una cadena como Telecinco que incumple todos los días la autorregulación sobre determinada temática en horario infantil, no debería poder seguir emitiendo ni un minuto más.

El problema del Consejo de Medios Audiovisuales viene dado en que, como es un órgano político controlado por el partido que gobierna, acabará, en un caso, no sirviendo para nada y en otro convirtiéndose en el nuevo tribunal censor. Estoy convencido de que si este órgano se crea antes de verano y las elecciones son en marzo-mayo de 2012, en estos meses que le quedan a Zapatero en el gobierno, este Consejo no tomará ninguna medida para que los del Trinque no se le echen encima y le acusen de censura. Sin embargo, si este órgano se crea y en 2012 “El Babas” llega a Presidente del Gobierno, no tardarán en amordazar a La Sexta, mientras manipulan impúnemente y sin rubor ni vergüenza TVE (como en tiempos del insufrible del clembuterol y gastador de la botella, o la actual TeleRancia, o Canal Nou (más conocida por Teletrajes), sin que este Consejo tome ninguna decisión al respecto.

Dice la AUC (Asociación de Usuarios de la Comunicación) que oponerse a este Consejo es demagogia ya que existe en muchos países de Europa. En muchos países de Europa, los partidos de derechas no están en el gobierno para llevarse lo que puedan en contratos adjudicados fraudulentamente, ni matan y entierran cerdos en solares dónde se piensan construir mezquitas, ni cuando agreden a un Concejal o Consejero le echan la culpa al partido del Gobierno. Quiero decir que España, desgraciadamente no es Europa. Y todos sabemos cómo funcionan aquí las cosas.

Entiendo que este Consejo Audiovisual sería necesario si, una vez multada una cadena por no respetar el horario infantil, tuviera poder para quitarle la concesión y sacarla de nuevo a concurso. Porque todo lo demás si es demagogia. ¿Quién va a decidir que es violencia en la Tele? ¿Gran hermano es violencia? ¿Y los programas de vísceras dónde chillan y se llaman de todo?¿Y una tertulia con todos los tertulianos afines políticamente pero que se dedican a “masacrar” por medio de la palabra al gobierno de la nación?¿Y los telediarios tipo “El Caso”? Bob esponja, un dibujo que nunca coge vacaciones, que sirve a su amo sin cobrar, y que representa lo peor de liberalismo, ¿es acto para niños?¿Una peli porno es violencia? y si no lo es una “XXX” lo es?¿Un programa dónde se besan dos hombres o dos mujeres es apto? (para mi desde luego, pero podría decir cinco o seis personas de mi entorno que seguro que lo prohibirían). ¿La misa es un programa violento?¿Y el rosario?¿Y los/las adivinas?¿Y el teletienda?¿Y veinte minutos de anuncios seguidos, incumpliendo la normativa, es violencia?

En fin, que un cuchillo sólo es un arma blanca si quién lo lleva tiene intención de matar. Y en este país, hay demasiada gente con ganas de hacer callar a todo aquel que no está de acuerdo con él.

Anuncios

2 comentarios en “Regulación o censura

  1. La morralla que asoma por las pantallas constantemente es violencia. Violencia dirigida, amigo Jesús. Violencia dirigida, financiada y que, a su vez, vive de un modelo de bola de nieve en el que a más precio, más presencia (y curiosamente lleva a menos calidad), y de nuevo más precio. Claro que siempre existen las ventanillas salvadoras de ‘no, la BBC echa unos programas educativos de puta madre’ o ‘¿peronovistedocumentosteuve?’. Como que sí, es una mierda porque tiene que serlo, menos lo que vemos nosotros, los minoría selecta. Pues no. Es decir, mientras exista una minoría que asume que sólo ellos, la minoría selecta, saca algo educativo e informativo, se explicará el modelo y lo mismo hasta se justifica. Demos mierda a todos con tal que a nosotros nos dejen una ventana cultural.
    Pues no, insisto. Quememos las televisiones en masa. Ni Redes ni hostias. Fuego.

  2. Una televisión en masa pero libre de estos indeseables. Yo no quiero ver a la Esteban soltar paridas. Para eso me bajo al bar de la esquina. Yo no quiero ver Grandes Hermanos, Operaciones Triunfo y programas similares. Quiero ver pelis, series, documentales y programas en los que se aprenda algo. Y programas como el del Follonero que mete el dedo en la yaga. Y Buenafuente. Y otras muchas cosas. Pero no quiero ver tampoco tertulias en los que todos los tertulianos son fascistas, o comunistas. Quiero ver informativos dónde la opinión se diga claramente que es opinión y no información. Quiero ver culaquiercosa siempre que no intenten venderme siempre la misma moto. Y quiero también tener el derecho a apagarla y poder leer un libro. Y que mi hijo no sea un bicho raro si no sabe quién es Bart Simsom o Padre de Familia. Porque esas series no son para niños y sin embargo, las hechan en horario infantil. Eso es lo que quiero. Y como tu, no me conformo con algún que otro documental y Redes me aburre soberanamente.

    Salud, amigo.

Los comentarios están cerrados.