Mandamientos del buen gestor

Ayer mañana, al abrir el periódico gratuito “20 minutos”, me quedo perplejo. Unos padres que habían perdido a su hijo en un accidente de tráfico hace dos meses, no pueden cancelar las cuentas del banco, ni “arreglar” los papeles del seguro, o de hacienda porque les falta el certificado de defunción de su hijo. ¿Y por qué les falta? Pues porque el Registro Civil del partido judicial de Navalcarnero tiene una impresora matricial con la que imprimen estos documentos y la última cinta se les acabó en al principio del mes de julio y tras haberla pedido a la Comunidad de Madrid, que es quién debe suministrar de material a estas dependencias, tanto en el pedido de Julio cómo el de Agosto, el gobierno de Doña Rancia o no ha querido suministrarlo o no ha podido porque este hardware  ya no se usa ni en Burkina Faso.

Esta situación,  salvo para Domingo y Almudena, no es traumática. Es simplemente una muestra de cómo funcionan las cosas en el gobierno de la Comunidad de Madrid y de cómo hace las cosas Doña Rancia.  Doña Rancia, no tiene dinero para cambiar las impresoras de unas dependencias que las necesitan tanto como los funcionarios comer todos los días, pero sin embargo, cuando la noticia saltó a los medios (ayer se publicaba en 20 minutos como he dicho, pero también la SER se hizo eco de la noticia), no dudó en buscar los repuestos en menos de cinco horas y no sólo eso, sino que, cómo no hay dinero y hay que ahorrar, le propusieron a Don Domingo llevárselo a casa a través de un mensajero.

Los enormes gestores del Partido Patrincar, son tan fenomenales que ahorran dinero despidiendo profesores, haciendo que los niños se lleven las servilletas al colegio, bajándoles el salario a los trabajadores del metro, quitando ayudas a los dependientes o retrasando los pagos o los expedientes hasta ser tedioso, haciendo que los pacientes tengan que comprar ciertas medicinas que antes se suministraban en el hospital, reduciendo las plantillas de médicos, no paganlos medicamentos a las farmacias, etc. Y para que no les tratemos de roñosos y para que nos demos cuenta que sólo gastan el dinero en las cosas más importantes, les regalan el transporte a  los fanáticos jóvenes del papa (porque nadie como dios sabe agradecer los favores), les prestan los colegios, su papel higiénico y sus servilletas a estos jóvenes meapilas, mandan el correo a través de mensajero que es más barato que Correos, acotan plantas enteras de hospitales para que operen a Doña Rancia, subvencionan a la AVT, a los guerrilleros de Cristo Rey y a la fundación Francisco Franco, le suben los salarios a los asesores en 4000 euros anuales, se suben el sueldo en los ayuntamientos ,etc.

Eso es una gestión excepcional y lo que hacen los demás, es despilfarro y malversación.

Anuncios