Siete “pecados” liberales.

  • No es una crisis sino una gran estafa. Es un tocomocho de niveles supremos en los que la lotería premiada es el objetivo de mantener el nivel del estado social, los trileros son los liberales, las víctimas todos los ciudadanos (cuanto menor nivel de poder adquisitivo más víctima), el pago la supresión de todo lo público y lo que en realidad hay detrás del billete de lotería es desmantelamiento total de los derechos de los trabajadores.
  •  La deuda pública es una gran mentira en el aspecto que los liberales proclaman. España, por ejemplo tiene la mitad de deuda pública que Alemania y una quinta parte que el Reino Unido. El FMI y el Banco Mundial “han globalizado” las artimañas utilizadas durante años en el tercer mundo para que estos países siguieran siendo pobres y nosotros viviéramos a costa de ellos, y ahora las están utilizando en Europa. Con esto consiguen por ejemplo, que Alemania se financie casi gratis a costa del resto de países (sobre todo los llamados PIGiS).
  • No es cierto que estén aplicando “sus” recetas. Según los liberales, para salir de la crisis, lo principal es la rebaja de impuestos para que los ricos creen puestos de trabajo. Las subidas del IVA, de los transportes, el repago sanitario, el aumento de las tasas universitarias, el cargo por uso de servicios públicos como el agua, la luz o el incremento de las tasas municipales no son otra cosa que una subida de impuestos. Sólo que estos impuestos favorecen a los que más tienen y perjudican muy mucho a los que menos. Cuanto más pobres, más perjudicados. Lo que están haciendo es una reversión del estado impositivo para que los ciudadanos “de a pie” sean los que sostengan el estado que ellos utilizan sólo cuando lo necesitan para recuperar sus pérdidas patrimoniales. Pretenden rebajar el déficit del estado pero no dudan en “poner” dinero público para salvar las quiebras de los bancos.
  • No es cierto que él buen camino sea el que están planteando. Con estas “recetas” lo que pretenden y están consiguiendo es tener trabajadores baratos, sin derechos y sumisos. Están aprovechando la falta de estímulo mercantil para abaratar el despido, para rebajar salarios y para saltarse el estado democrático y de derecho. Debido a la escasez de empleo, el que lo tiene no se atreve a protestar por miedo a ser despedido.
  • Otro de los “daños colaterales” de esta gran estafa es que están obligando a los estados a quedarse sin patrimonio, malvendiéndolo al mejor postor (que por supuesto es un liberal o un grupo liberal). Así mismo les obligan a que desaparezca la sanidad y la educación públicas para convertirlas en negocios privados (todas las aseguradoras médicas privadas están en manos de los bancos y las educativas en manos de religiosos o de sectas neocones).
  • Sus métodos son la extorsión, el chantaje y los “avisos”. No hay nada más que ver qué, 48 horas después de celebradas las elecciones en España, le han llovido “mensajes” al ganador por todos los ángulos, recordándole a qué grupo pertenece, advirtiéndole y amenazándole con degradar aun más el valor dado a nuestra deuda por las agencias de descalificación y chantaje y avisándole de lo que supondría no seguir los pasos marcados. En Grecia, las presiones ante un posible referéndum fueron de tal calibre que acabó no celebrándose y con la dimisión del Primer Ministro que tenía mayoría absoluta en el parlamento. En Italia, ante la negativa del otro “capo” a seguir las instrucciones noecones, acabaron con la dimisión del mismo y al igual que en Grecia, con uno de los causantes de la estafa como mandatario.
  • La especulación, las ganancias rápidas y con poco riesgo y la desaparición del valor añadido, son las señas de identidad del nuevo sistema. Ya no se arriesga el capital en creación de negocios productivos. Ahora se invierte dinero ficticio en negocios especulativos ficticios que producen dígitos en cuentas bancarias en lugar de dinero físico.

En resumen. Lo que pretenden y están consiguiendo es la desaparición del estado de bienestar, la desaparición del estado de derecho y la abolición de los sistemas democráticos. El fin es volver a un sistema de servidumbre que permita a los poderosos conseguir recursos indefinidamente

Anuncios

6 comentarios en “Siete “pecados” liberales.

  1. Hace unos días, antes de las elecciones, hablábamos con un amigo sobre la situación económica. Se despidió de la conversación diciendo:
    -Bueno, ahora saldrá un nuevo gobierno. !A ver si lo arreglan!
    Yo me quedé pensando para mí….!Qué ingénuo! ¿Arreglarlo?……pero si lo tienen perfectamente “arreglado”……llevan 20 años haciendo reformas para llegar precisamente a esta situación que es lo que querían.
    Del “atado y bien atado” al “arreglado y bien arreglado”. Y esta vez parece que no hay forma de desenredar la madeja. Al menos nos queda la satisfacción de ver que alguien tiene la lucidez y valentía suficiente para dejar las cosas claras y llamar a las cosas por su nombre en un blog. Gracias Celemín. Saludos. Viriato

  2. Gracias a ti por dedicar parte de tu dura vida en ponerle interés a lo que digo.
    Hay días que no le veo solución porque me parece que ambos partidos están a lo mismo (sin ir más lejos, no han pasado 72 horas desde las elecciones y el PSE (Partido Socialista de Euzkadi) en el gobierno allí, ya ha propuesto una nueva rebaja salarial de los empleados públicos (igual que en Cataluña).. Además parece que ahora andan “arreglando” en congreso para que sólo se pueda presentar Rubalcaba. Persona en la que yo no confío. Tiene un no se que siniestro y es una de las personas que al mirarlas me da mala espina.
    Así, que, como dices, todo lo tienen bien atado y o lo paramos o volveremos al servilismo. Quizá los que vivís en el campo tengáis más posibilidades de sobrevivir.

    Sald, amigo y gracias por leer y comentar.

  3. Hacía ya tiempo que no participaba en tu bitácora, aunque no he dejado de visitarla y sí, en mi humilde opinión de no-economista, no-tecnócrata, no-lector de medios de desinformación de masas, todo lo que está sucediendo, es una burda patraña del capital, para apretarnos un poco más las clavijas si cabe.
    El problema, mucho más en España si cabe, es raquítico Estado que tenemos.
    Estoy leyendo ahora un libro de ViÇens Navarro: “El subdesarrollo social de España”, en que aborda este tema, desmontando esta teoría de la austeridad, con la que nos bombardean un día sí y otro también.
    Saludos desde Catalunya, dónde la situación ya es dramática, en nada, se extiende al resto de España.

  4. Pingback: Enlaces y noticias de la semana | Blog oficial de WikiPartido
  5. Unos románticos en España, convocaron una manifestación un 15 de junio de 2011. La manifestación fue un éxito. Tanto, que unos cuantos se quedaron en la puerta del sol a exigir un cambio en la política mundial, una vuelta a los derechos de los trabajadores y el abandono de la corrupción por parte de la clase política. Y al principio lo consiguieron. Pero cuando estábamos a punto de reconvertir la situación, los liberales, con el PP en el gobierno, diseñaron una estrategia infalible: hacer correr el miedo en el cuerpo de los indignados a base de multas millonarias por desórdenes públicos.

Los comentarios están cerrados.