El voto de la ignorancia nos lleva a la miseria


La resaca de las elecciones en Galicia y en el País Vasco, nos ha dejado puntos jugosos de esta demencial dictocracia a la que llaman democracia porque nos permite ir a votar cada cuatro años (o cuando al sheriff del lugar le interesa porque quiere tener la coartada de los votos para su beneficio o el de su grupo dirigente).

Por ejemplo, no debiera ser posible que con una abstención de 1 de cada 2,70 posibles votantes un grupo o partido tenga mayoría absoluta, y sin embargo la tiene. No debiera ser posible que quién pierde 135.493 votantes con respecto a las anteriores elecciones tenga sin embargo 3 escaños más (sin haber bajado la población con derecho al voto,claro). No debiera ser posible que para cambiar la constitución se necesiten 2/3 de los diputados y sin embargo para cambiar el número de representantes en una comunidad baste con mayoría absoluta. Y por último no debería ser posible y sin embargo lo es que quién se presenta con un programa electoral acabe haciendo lo que le sale del escroto. Se hace necesaria la derogación de la ley electoral, de la ley D´Hont “inventada” en España para que las mayorías aplasten a los que no les votan y para sostener siempre en el poder a los mismos sin oportunidad de que nuevas formaciones entren en liza. Por ejemplo, entre el P$%€ y AGE hay apenas 93.000 votos de diferencia (por cada votante de EGE hay 1,40 votantes del P$%€), sin embargo, por cada diputado de EGE el P$%€ tiene 2. Mucho más llamativo es que por cada votante del P$%€ haya 2,2 votantes del PP y sin embargo éste casi triplica los diputados del anterior. No hay justicia, ni siquiera en los procesos electorales.

Y ahí está la interpretación real de estas elecciones, de las anteriores y de todas aquellas que se produzcan con esta mierda de sistema de los mafiosos timadores. La verdadera interpretación consiste en que los ingresos medios de los hogares españoles han caído un 2% en el último año y que el riesgo de pobreza entre los comprendidos entre los 16 y los 64 años ha subido hasta el 21%. Uno de cada cinco españoles vive en la miseria. Y uno de cada 2,2 no puede afrontar gastos sobrevenidos (gastos no previstos). Uno de cada dos españoles no se puede ir de vacaciones ni siquiera una semana al año y 1 de cada cuatro no puede poner la calefacción en invierno porque no puede pagarla.

Y eso que este estudio no refleja las condiciones laborales que han empeorado en un 80% en el último año. Tampoco refleja que el salario medio ha caído un 20% y que los antiguos hazmerreir mileuristas hoy se reirían de todos aquellos que sacaban miles de euros del bolsillo de un pantalón lleno de mierda.

En definitiva, los gallegos rurales no saben que en sus ciudades, sus compatriotas viven cada vez peor, que gracias a su voto, es muy posible que jubilados y funcionarios vean de nuevo reducidos sus emolumentos, que los parados verán pronto como vuela su subsidio, que el pago por receta será incrementado, que los que no quieren cuidar vacas o ser pescador no podrán cumplir sus deseos porque sólo podrán estudiar los hijos de los adinerados. Que sus compatriotas, cada día en mayor número, deben ir a comer a la beneficencia, o peor, coger la comida del cubo de la basura. Que Cáritas y Cruz Roja ya no dan abasto con los desarropados. Que los jóvenes que han estudiado deben irse a otros países porque aquí nadie les da una oportunidad y quién se la da quiere explotarles. Los gallegos de las aldeas no saben que el mundo que refleja la TVG no es real y que los noticiarios sólo son deformativos.

Estas son las interpretaciones que hay que hacer de lo sucedido en las urnas. Todo lo demás son mensajes aduladores o destructores (según el caso) a quién no representa ni siquiera a sus bases.

Hoy estamos convocados a una nueva acción reivindicativa cercana al Congreso. La mayoría silenciosa puede conseguir ser escuchada. Para ello, sólo hay que salir a la calle.

Anuncios

6 comentarios en “El voto de la ignorancia nos lleva a la miseria

  1. Recuerdo que cuando Cervantes escribió el Quijote lo hizo pensando en una crítica a las novelas de caballería que narraban las increibles gestas y heroicidades de la decadente nobleza de su época. Aquí a estos héroes se les tachaba de fantoches y su émulo terminó con el cerebro seco de leer tantas novelas de caballeria.

    También la Biblia narra la vida y milagros de otro personaje que no fue más que un opositor al régimen imperante y que terminó condenado a muerte como tantos otros rebeldes de su época. Al protagonista, la tradición le fue colocando capacidades sobrehumanas hasta convertirle en un dios.

    Curiosamente, se dice que son los dos libros más editados del mundo. El primero destruye mitos y el segundo los construye. Hoy la Biblia sería la tv y el Quijote equivaldría a internet. Hoy la tv te entra y en internet se tiene que entrar. Hoy la tv te dice que eres libre pero te somete sin ser muy consciente de ello, internet tiene la puerta de la libertad pero uno se la tiene que abrir conscientemente. La Biblia se metía en las mentes en las iglesias a las que se acudía bajo amenaza inquisitorial y el Quijote se leía libremente.

    La tv trabaja para secarnos el cerebro, para que no tengamos muchas ganas de abrir la puerta a la libertad al hacernos creer que ya somos libres. Navegar por internet es más parecido a cabalgar por La Mancha, tienes libertad para darte cuenta de que no lo eres. La caverna de Platón.

    La tv es negativa para la calle y las redes sociales. También es poco saludable, anula voluntades para pensar.

    Salud, calle y redes.

    • Bien traído lo del Quijote y, Jesucristo. Además los quijotes, como Alonso Quijano, somos unos incomprendidos, unos locos a los que hay que mandar a buscar para que entremos en cordura. Al Quijote el cura y el alcalde, a nosostros nos mandan a los nuevos poderes, los de la porra que son bastante menos tolerantes que aquellos. Sólo nos queda encontrar a miles de Sanchos que nos acompañen.

      Salud amigo y es un lujo para esta casa tenerte diariamente.

      Calle, calle y calle.

  2. Genial metáfora la que nos trae a modo de comentario hoy el amigo Red Varon. Muy elocuente. Y pedagógica.

    Chicos… tengo adicción a este sito. La casa de Cele, una cita diaria para compartir. Un placer, como siempre.

    “Internet… nos hará libres” Y en la calle nos encontramos.

  3. Me gustaría saber qué dirían y harían (dirán y harán, en el caso de que lleguemos a conseguir transparencia, verdad y justicia) los cientos, miles, ¡decenas de miles! de personas si supieran todas las consecuencias que tienen lo que han decidido votar.

    Otros no tendrán esa oportunidad, pues no lo han decidido ellos:
    Alternativa Galega de Esquerda se une a la protesta del PSdG por el supuesto «carrexo» de ancianos «con alzheimer avanzado, hasta el punto de no recordar su propio nombre»
    http://www.lavozdegalicia.es/noticia/lugo/2012/10/21/age-denunciara-junta-electoral-carrexo-ancianos-silla-ruedas/0003_2012101350813164936711.htm

    • Quizá sea que ya no me sorprende casi nada, quizá que lo he visto tantas veces (lo de valerse de curas y monjas, por ejemplo para arañar votos en residencias de ancianos) que, aunque sea inmoral ya no me sorprende. En el partido de la caspa hay tanta gente sin escrúpulos que con tal de conseguir votos son capaces hasta de empadronar gente en sus pueblos. Y se empieza yendo por las casas a decirles a los ancianos que este es el sobre que deben meter en la urna y se acaba llevandolos a votar aunque no sepan ni lo que hacen. ¿la justicia? bien gracias, disfrutando en casa de los amigos.

      Salud, y bienvenido.

Los comentarios están cerrados.