Bocachanclas “divinos de la muerte”

Entre los datos más escandalosos de exclusión social que el partido de los bucaneros trileros fascistas ha implantado allí dónde ostenta el desgobierno de la mentira, el engaño y el autoritarismo está el de los precios de las matrículas universitarias.

Desde ayer, en Madrid, alumnos de la Universidad Complutense permanecen encerrados en la UCM con dos peticiones transcendentes y sencillas: que se prorrogue el plazo para que los dos mil estudiantes de esa universidad que no han podido obtener el importe de la matrícula, puedan hacerlo y exigir la creación de un fondo de emergencia para becas.

Escuchaba, creo que era el sábado 11 de mayo en ese programa de la sexta que cada día se parece más al “Salvame” de Telemierda, un pretendido careo entre el ilustre Pablo Iglesias y el tontolaba director del “Periolistodigital”. Digo pretendido porque el tontolaba no dejaba hablar y decía las consabidas consignas populistas de siempre: “que si sabes lo que cuesta la matrícula de tu asignatura”, “que si tu trabajarías gratis”, “que los universitarios son unos vagos”, “que los repetidores son una lacra”, etc. Todos estos anormales que tratan cualquier asunto como si ellos fueran los únicos que poseen la verdad verdadera y que obvian las situaciones distintas de la gente, deberían pasar un año en una casa de cuarenta metros cuadrados conviviendo con seis personas y manteniéndose con lo que puedan sacar pidiendo a familiares y amigos y en los distintos bancos de alimentos. Un año completo pasando necesidades y si no son capaces de pasarlo, dejar de aparecer de una puñetera vez en la tele a decir sandeces.

Cuando yo estudiaba ingeniería informática, me matriculaba de todas las asignaturas aunque sabía a ciencia cierta que era casi imposible aprobar todo en junio. Dejaba tres o cuatro asignaturas para Junio o Septiembre. Estás podía aprobarlas o no, dependiendo de las circunstancias. Bien es verdad que trabajaba y estudiaba a la vez y que por tanto, no tenía problemas económicos para matricularme y además era barato. Hoy, ni siquiera podría matricularme de la mitad de las asignaturas (804 euros en primera matrícula por cinco asignaturas). Si a esto le sumamos la situación de los 2.000.000 hogares que tienen a todos sus miembros en paro, o los tres millones de personas en situación de pobreza extrema o los 9 millones y cuarto que viven por debajo del umbral de la pobreza, ¿quién va a poder pagar matrículas de entre 1200 y 1.500 euros en primera matrícula al año?

La situación se está volviendo insostenible. Estos caraduras, tipo Alfonso Rojo, que viven sumidos en esos anuncios de la universidades privadas en los que te invitan a montar un negocio mientras estudias o a ser “divino de la muerte”, ¿por qué hablan de la educación pública si no la conocen? Repasemos los datos de formación de estos trileros bocachanclas. Por ejemplo la pérfida Figar hizo la carrera en el CUNEF, la Ministra de Trabajo en la Universidad Pontifícea de Comillas, y el tontolaba, con nueve hermanos, pudo ir a estudiar desde León a Santiago (entonces no había universidades, ni colegios universitarios privados). ¿Qué co??o saben estos indecentes de lo que cuenta sacar 1500 euros para pagar una matrícula en un salario de 800 euros al mes con el que hay que pagar hipoteca, luz, agua, comida y ropa para vestir? Eso en el caso de que no estés entre los 6 millones doscientos mil que no tienen trabajo o entre los más de cuatro millones que no tienen subsidio.

Lo que estos caraduras pretenden es que, tanto en la pública como en la privada, sólo puedan estar los que tienen medios económicos para afrontar los pagos. Y si no, da igual lo listo que seas o lo que te esfuerces. ¿O acaso todos esos 2000 estudiantes que no han podido pagar la matrícula son repetidores? ¿Y si entre ellos hay diez, veinte, o dos mil con notas excelentes, debemos dejarlos de lado porque no pueden pagar unas tasas a todas luces injustas para algo que debe ser universal y al alcance de cualquiera?

Ayer fue noticia una investigadora española a la que el PP valenciano mandó al paro, que tuvo que emigrar a los Astados Unidos y que, forma parte del equipo que ha logrado crear “células madre” de otras “normales” de la piel. Una investigadora que se tuvo que exiliar para poder seguir comiendo. Estos hijos de mala madre y de peor padre, no quieren a los jóvenes. Les cierran las puertas a la formación y los que lo consiguen, acaban siendo exiliados económicos. Y todavía dan lecciones de patriotismo.

Anuncios

7 comentarios en “Bocachanclas “divinos de la muerte”

  1. Pingback: Bocachanclas "divinos de la muerte" |...
  2. Cada vez da más grima la constatación de ver en manos de quienes estamos. Que todo el potencial humano haya tenido que irse por patas del país, sin que nadie mueva un sólo dedo para impedirlo, hace que noticias como la de ayer de la investigadora valenciana que tuvo que emigrar a EE.UU. poniendo el éxito de sus conocimientos en manos de otros, indigne hasta lo indecible. Y recuerda a aquel “Que inventen otros…” de tan infausta memoria en este puto país.

    Hay días en que no sabes qué pesa más, si la indignación o el asco.

    Un saludo, amigos.

  3. La formación y la cultura asequible para el que lo desee se está acabando. La filosofía es que la excelencia destaca por sí misma y se puede promocionar, becar o vender.
    Un Coeficiente Intelectual mayor de 100 destacará siempre, esté donde esté. Luego, sólo queda esperar a que el Head Hunter lo pille y lo promocione.
    El resto, o se paga la formación, o al sector servicios que es el destino que le han asignado a este país. La explotación de sus “recursos”: sol, playa, paisajes, alcohol y tapas.
    Desde hace años, en las universidades privadas se obtienen títulos a base de pasta. Pagas las matrículas, si repites curso mejor, y con buenos modales acabas teniendo el diploma. Saber no es problema, ya aprenderás lo que te toque o tendrás bajo tu suela a quien lo sepa por tí.
    Es lo que hay. Capitalismo.

    Salud PÚBLICA

    • No estoy de acuerdo en que los coeficientes por encima de 100 acaben sobresaliendo. Si no tienen para comer, no hay posibilidad de que destaquen, simplemente porque no llegarán siguiera a la universidad.
      En cuanto a lo de las privadas y los títulos, todos sabemos como funcionan los colegios privados en este país y las hostias que se pegan los alumnos cuando llegan a la pública. Y en la universidad no va a ser menos. Pagas y tienes título. Al fin y al cabo el 80% de la población aprende del currelo y lo que ha estudiado le sirve para poco (en el trabajo).

      Salud,

    • Bien hallado amigo. Viniendo del gobierno de Murcia, no se puede esperar otra cosa. Campos de Golf, ataques al medioambiente, y sobre todo, caspa, especulación, ladrillo, misa y asegurarse que nadie que discrepe reciba nada.

      Salud, amigo y me gusta volver a verte por aquí.

Los comentarios están cerrados.