¿Un país de amebas?

Captura de pantalla 2013-08-29 a la(s) 22.55.13

Llevamos más de dos años siendo los peores agoreros de un futuro que, conforme se queman etapas, cumple los malos augurios casi al pie de la letra.

Nos quejamos habitualmente de los cenizos que en plan percebe o ameba se agarran con fuerza al sofá de casa y no se levantan no vaya a ser que se pierdan cualquiera de los eventos deportivos con los que les echan de comer a sus cerebros en el pesebre televisivo. Esos que no quieren saber nada de corrupción, ni de de la política porque “todos son iguales”, “unos sinvergüenzas que nos roban” y a los que se combate dejando de pagar el IVA, mintiendo en la declaración de la renta o pidiendo el paro o el subsidio de subsistencia aunque se trabaje en negro o tu pareja (que tiene que dejar de serlo, sobre el papel) tenga ingresos por los que no deberías tener derecho a ese subsidio. Aquí, el amigo bola9, lo cuenta de forma amena, clara y te arrancará una sonrisa, además.

Pero no se porqué me ha venido a la cabeza que a lo mejor los equivocados somos nosotros, que es posible que este sea un país mayoritariamente habitado por amebas a las que no les importa que les roben, que les conviertan en siervos o que sean felices pasando hambre y necesidad siempre que su alcalde les traiga toros en la fiestas y Ejpaña (¡Paña!) sea campeona del mundo de cualquier cosa y puedan verlo en la televisión.

Paremonos un segundo. Mirad a vuestro alrededor y pensad cuantos de los que os rodean o defienden a los del trinque, los sobres y los ordenadores sin disco duro o dicen que todos los políticos son iguales o despotrican de ellos pero a su vez también lo hacen contra los inmigrantes, contra sus empleadas de hogar o contra los que piden en la calle. ¿Son mayoría? Yo, aunque trabajo en un sitio dónde la mayoría de mis compañeros dicen estar hasta el moño del Babas y de todo lo que les rodea, con sobres, sobresueldos, y comisiones ilegales incluidas, muchos de ellos, siguen pensando que pedir un proceso constituyente es de “raros”, “chalados”, “antisistemas” y gente excéntrica y de poco fiar. Alguna vez, incluso me he sentido tan incómodo porque se trataba a los inmigrantes como “listillos” que viven del sistema y que no aportan nada, que he tenido que saltar, aunque no estuviera directamente en la conversación, porque son ideas, que yo no puedo consentir.

Por otra parte, veo cómo tratan en los pueblos de Castilla a los animalistas que se oponen a los encierros salvajes (como el de Tordesillas, o el de Cuéllar), cómo, la mayor parte de los vecinos de los pueblos que yo conozco, califican de buen alcalde a aquel que trae toros en las fiestas, cómo gustan de la caza o del maltrato a los animales, cómo ríen cuando recuerdan que de niños le ataban latas en el rabo de los perros (de lo que yo me avergüenzo), cómo cuelgan zorros de los árboles al más puro estilo del escarmiento que en la edad media hacían con los condenados. Por eso, estoy sopesando seriamente que el raro soy yo y que no tengo ningún derecho a decirles cómo deben vivir, aunque por su culpa mi hijo, los de mi familia y amigos acaben viviendo una vida peor que la que vivieron mis bisabuelos allá por los primeros años del siglo XX.

Como he dicho muchas veces no me gustan los salvapatrias que dicen actuar por mi bien. Y por tanto, tampoco me gustaría imponer un sistema que, al parecer, la gente no quiere. ¿Que hacer entonces? ¿Debemos imponernos por el bien de nuestros hijos y por el de los de los percebes? Yo no lo creo. Pero no puedo permitir que mi hijo y los de las personas que quiero se conviertan en esclavos.

Menuda encrucijada. Acepto sugerencias.

Anuncios

38 comentarios en “¿Un país de amebas?

  1. Gracias por la cita. También yo pienso algunas veces -y otras estoy seguro- que convivimos con el conformismo de una mayoría que, si bien Rajoy la considera Silenciosa, hace tanto ruido que distorsiona mi propia visión de la sociedad española.

    • Entonces, ¿se conformarán con todo lo que les venga dado?
      Quiero decir que no es lo mismo conformarse con lo que te dén que estar de acuerdo con ello. Hace un tiempo visitó esta casa un tipo que me dijo que él sabía que los de los sobres se lo llevaban crudo pero que no le importaba porque, eran de los suyos y él rercibía parte de las migajas. Eso no es lo mismo permanecer en la inopia y acetar todo de buen grado. Y mi dilema es si todos son “inopios” o la mayoría saben lo que está pasando pero no les importa porque todos reciben su parte del pastel (aunque sólo sea lamer la bandeja que lo ha tenido).
      Salud amigo y gracias por comentar.

      • Yo creo que el hecho de que, pase lo que pase, el PP -que representa a una parte de la derecha- siempre tenga el mismo número de votos más o menos, es un indicativo de que al menos una cuarta parte del país es inmune a lo que hagan en el Gobierno o en la oposición. Por muchas razones. Una puede ser la tan comentada falta de espíritu crítico de la derecha; otra, que hay quien aceptaría cualquier cosa antes de que gobiernen “los rojos”; otra, que, como los santos inocentes, hay quien asume que está dentro del orden natural de las cosas que el señor del cortijo se lo lleve calentito; una última posibilidad es que, a excepción de los que te puedes encontrar en internet, todos los medios de comunicación son como grandes buques torpedeados y escorados inexorablemente a la derecha. Hay otras posibilidades, por supuesto. Quizá alguien las recoja en algún interesante post de algún blog… quién sabe 😉

          • Voy siguiendo con atencion tus opiniones y conincido con la mayoria de ellas y creo que sirven para que alguno que no tiene la costumbre de pensar y de analizar aprenda a hacerlo gracias a tus escritos ,si uno despierta este puede despertar a otros ,ante tantos medios idiotizantes es de agradecer que haya alguien que se esfuerze en decir las cosas por su nombre .

          • Gracias. De eso se trata. De despertar conciencias. Aunque creo que la gente que para por aquí creo que ya está bastante despierta y los dormidos, por desgracia, sólo ven la TV. Y allí se adormecen más.

            Salud y gracias

  2. Hola Celemin,
    sigo tu blog desde hace tiempo pero aún no había comentado nada (una que es cortada). Normalmente estoy de acuerdo contigo pero lo que has escrito hoy me ha tocado la fibra de manera especial porqué es lo que yo siento desde hace un tiempo. Y es que he empezado a sentirme un poco prepotente asumiendo que la mayoría de la gente quiere un cambio, prepotente y triste a la vez. Yo lo veo clarísimo y se que hay gente que opina como yo pero igual la humanidad no está lista. Pienso que hasta que no se alcance una masa crítica suficiente de gente evolucionada en valores como la solidaridad, cooperación o bien común no se podrá hacer nada. Aunque nos creamos muy avanzados seguimos siendo animales preocupados por nuestros instintos básicos.
    Yo estoy esperando mi primer hijo y me he lo he pensado mucho antes de decidir tenerlo pero creo que si los que lo vemos claro no intentamos contribuir pasando nuestros valores a las nuevas generaciones entonces si que lo llevamos chungo (aunque nos toque sufrir por ello).
    Un saludo y sigue poniendo en palabras lo que tantos pensamos.

    • Gracias por tu fidelidad y sobre todo porque te hayas atrevido a compartir con todos nosotros.
      La cuestión es, como le decía a josé si esa masa también seguiría conforme con otro tipo de vida más solidaria, mas humanitaria y menos económica. Porque los percebes, a pesar de vivir atados a la roca, no aguantarían por ejemplo una bajamar muy prolongada. Es decir, si consiguiéramos el sueño de una coalicción que tuviera los suficientes escaños para cambiar esto, nos seguirían y permanecerían amarrados al sofá o se leventarían contra el cambio. Esa es mi cuestión.

      Salud, y gracias de nuevo

  3. Hay tres salidas en la rotonda:
    1- Rebelión.
    2-Resignación.
    3- Retirada.

    El Nuevo Mundo de Colón, puede ser, esta vez de verdad, la cuna de un Mundo Nuevo de ideas y formas de convivencia.
    A tus hijos: idiomas y pasaporte.
    Ya pasé por ese cruceiro años ha.

    • Gracias, amigo JM. Tres caminos ya pensados. Sólo me convence el primero. Si mi hijo tiene que emigrar será porque quiera y no porque le fuercen a ello.

      Salud

  4. Puede que el efecto contagio haya funcionado y estén ganando las amebas del poder que solo quedarán satisfechas cuando alcancen el hígado, corazón y el cerebro de todos( en parte lo han conseguido). Van ganando pq ahora se han empeñado en que todos podemos ser emprendedores y los que no tenemos esas capacidades nos sentimos cada vez mas frustrados.
    Ellos aunque bajen en intención de voto siguen fuertes. Confían en que la justicia les ayudará a salir de esta. Muchos de nosotros tenemos síntomas de amibiasis ( debilidad general , dolor de cabeza….)
    Ellos están transmitiendo que es mejor trabajar dos tres o cuatro horas a la semana mientras siguen con beneficios. Digamos No. Sin nosotros no son nadie . Seamos nosotros los que pongamos las condiciones.

    • El problema Lume viene de ahí, de tragar, de asumir que es mejor poco que nada.
      Por otra parte, al menos yo, hablo desde una posición en la que nunca he tenido que verme en la tesitura de tener que pasar por el aro de 400 euros mes o nada. Desde esa posición creo que nadie debería trabajar por ese precio. Pero tampoco se, si estando en la precariedad de tener que alimentar a la familia como sea, actuaría como tengo pensado o me bajaría los pantalones y tragaría.
      Lo que tengo claro que es que tragar bajadas de salario y de derechos traen más bajadas de salario y de derechos. Y sino echemos la vista atrás.

      Salud, amiga

  5. Te dejo este párrafo de uno de los últimos artículos de Juan Carlos monedero para la reflexión:
    “El diseño de la democracia siempre es el resultado de la tensión entre las mayorías trabajadoras y las minorías que se benefician del trabajo de los demás. En ese tira y afloja (que es material e intelectual), cada vez que las mayorías han aflojado, las minorías han estirado.”

    Salud.

    • Ya. Pero la cuestión es si aflojan por convicción o por pasividad. Si es por los segundo, podríamos seguir en la lucha e intentar que se vuelvan percebes de un sistema con más justicia social, más derechos y más servicios públicos. Si es por lo primero, solo nos quedan dos caminos: ceder o emigrar.

      Salud.

  6. Creo que la causa principal porque a los ciudadanos les repele la politica es porque no se fomentan valores positivos. Lo hemos dicho muchas veces, los medios de comunicación estan manipulados en un 90 % y solo publican las idioteces que nos hacen más idiotas. Salud amigo.

    • Ahí hay un punto en el que fijarse. La educación es primordial, como en todo. Si una cadena convierte su programación en una revista del hígado televisada (famoseo, panolis de rostro agradable y ni un gramo de pensamiento crítico o no crítico, noticiarios que recuerdan al periódico “El Caso”, etc) y el público es lo que ve, el negocio televisivo sube pero la cultura cae en picado. Esto a su vez les viene bien a los que mandan, claro. La TV es clave a la hora de crear conciencia y pensamiento. Y ellos son los responsables del “tu más” y del “todos son iguales”.
      Salud, amigo

  7. Para serte sincero la gente esta acojonada y se agarra a un clavo ardiendo.
    Se de un caso en al que la sanidad que tanto se defiende dentro de los mismos profesionales se aprovechan del sistema, como diréis, es muy fácil el material que reciben los hospitales vienen de empresas y ha estas se las chantajea con que tienen que hacer regalitos obligados si no pues hay otras empresas. Si esto lo hace un mindundi que se hará mas arriba. Lo que dijiste no hace mucho país de picaros

        • Si, pero lo hacen con un colectivo a quien le resulta vital esa rutina. No tienen corazón, ahorran o pretenden hacer ver que ahorran en estos pequeños gastos y en otros, en los más onerosos, seguimos igual.

          Saludos.

          • Pues mira, por ejemplo hablando de onerosos. Para hospedar y “entretener” a la delegación que va a solicitar los Juegos de Madrid 20, tienen reservadas 390 habitaciones en un hotel de Buenos Aires. Y el espectáculo de bochorno e incultura que han dado los principales representantes es de auténtica vergüenza, pero les da igual, ellos a lo suyo, como si sus actitudes no influyeran y es que no influyen porque de otro modo… a ver si el pueblo despierta del sueño profundo a que está sometido.

          • El tema es peliagudo pero son cada vez más las voces que se están quejando del mal empleo de nuestros impuestos, lo que les lleva a, digamos, valorar la utilidad de su esfuerzo. Es peligroso porque, entre todos, acabaremos con nuestro mal llamado estado del bienestar, y lo que me repatea es que a nuestras liberales autoridades parece interesarles que así sea.

          • Son unos desalmados y lo han demostrado en multitud de ocasiones . A lo público le tienen muchas ganas y hacen lo posible y lo imposible para deteriorarlo. Ellos piden el título y ya está. Les importa un bledo que los niños necesiten rutinas y un buen profesional. Quieren ignorar que no todas las personas que tienen ese título pueden conectar con los pequeños.
            Prescinden de los que hayan encadenado trabajos temporales y para nada valoran el buen trabajo de esos profesionales y el progreso de los niños olvidando que para el progreso de los pequeños es necesaria la confianza en el profesional ademas de las competencias.

            Fíjate si son bichos
            http://profesorgeohistoria.wordpress.com/2013/09/07/la-policia-desaloja-un-mercadillo-de-trueque-de-libros-en-madrid/
            Saludos

  8. Pingback: ¿Un país de amebas? | EL VIL META...
  9. Ese es su interés más importante. Quitarnos el mal llamado estado de bienestar (ya les queda muy poquito). Estan para volvernos a los tiempos pasados, el franquismo está resucitando, si alguna vez murió, que no creo.

Los comentarios están cerrados.