Feliz conciencia social

IMG-20131231-WA0020

Hoy (ayer) es el día de las compañías de teléfono. Miles de mensajes de texto, facebook, whatsapp y llamadas de teléfono se habrán realizado entre las 12 de la mañana de ayer y la 01:00 de hoy día 1 de enero. En todos los mensajes habrá buenos deseos, felicidad, amor, amistad, paz y prosperidad. Algunos nos harán reír por su originalidad y otros nos traerán noticias de viejos amigos a quiénes hará años que no vemos pero a los que probablemente añoremos (o no).

Hoy (o sea ayer) amanecerá, lloverá, hará sol, el hijoputa del vecino del quinto seguirá siendo igual de hijo de puta, los que siempre tienen excusa para no mover ni un dedo contra este caos, seguirán teniendo la misma excusa (o incluso alguna nueva), se harán millones de promesas que no se cumplirán, se marcarán cientos de miles de planes de los que el 99,9% se habrán olvidado dentro de tres meses, los centros comerciales seguirán igual de petados, al menos hasta reyes, los parados seguirán parados en su mayor parte, los pobres seguirán pasando frío y hambre y los ricos seguirán haciendo todo lo posible para seguir siéndolo.

Las promesas de cambio, los deseos de felicidad y el buenismo general que impera en estas fechas determinadas no son malos en si. Si no fuera porque todo es pura hipocresía, porque los cuñados siguen sin aguantarse, las cuñadas se siguen poniendo a caldo y lo que hoy es amor, mañana es envidia y cinismo.

Por eso, y a pesar de ser el garbanzo negro o el tontolaba que tiene que “joder la marrana”, quiero recordar que hoy (o sea ayer) 30 de diciembre y mañana (o sea hoy) 1 de enero, en España sigue habiendo casi seis millones de parados, un 17% (casi 1 de cada 5) vive en la miseria, en la pobreza más absoluta, la diferencia entre los que más ganan y los que menos se sigue agrandando, España se ha quitado definitivamente el manto de democracia y tenemos a un grupo de presuntos mangantes que no sólo hacen trampas y mienten, sino que nos quitan la comida, la libertad y nos obligan a rezar en las escuelas y a aguantarnos la enfermedad.

La felicidad es un estado de animo muy subjetivo, por eso nunca deseo felicidad. Deseo lucha, indignación, cabreo y conciencia social porque esas son las herramientas para hacer de este mundo un lugar mejor.

Y para reyes…

1523024_584162214988440_229613163_o-2

Anuncios

2 comentarios en “Feliz conciencia social

  1. Feliz año amigo. Nos veremos a partir del lunes, pero no he querido dejar fechas intermedias sin desearte lo mismo que tu nos deseas amigo. Hasta pronto y salud.

Los comentarios están cerrados.