Razones egoístas para luchar

2011_10_14_PHOTOGALLERY-cb7df8cf951027707009cd4e3e55b619-1318605335-52

Hablábamos el otro día de lo claro que vemos alguno las cosas y lo cerril y obcecada que es la gente.
La pantomima escenificada por la Presidenta Andaluza al final de la semana pasada es patética. Pero, ha servido a los fines pretendidos que no eran otros que los de siempre. Jugar al despiste basándose en la ignominia al populacho, en su egoísmo y en la filosofía barata de bar y cacahuetes.
¿Cuál era el sentido y el propósito de las palabras de Susana Díaz al decir que no se podía dar realojo a las familias de la Corrala Utopía, saltándose las listas de espera y “menos dando el mensaje de que ocupar da prioridad”? Pues precisamente ese. Hacerle ver al servil pueblo que quién se salta las normas establecidas por quiénes ostentan el poder usurpando la voluntad popular y haciendo que la desigualdad, la presión, el hurto y la represión sean normativa de dudosa moralidad, pero muy legal, no pueden tener premio por esas acciones y además se vea como algo muy, muy malo.
De este proceso teatral que ha sido la ruptura ( por cierto llevada a cabo en jueves) y la posterior marcha atrás (realizada en sábado dónde casi nadie ve informativos) lo primero que me llama la atención es que haya un montón de gente en lista de espera para tener vivienda y que la Junta, tenga viviendas de protección oficial vacías y sin ocupar.
Por otra parte, es inaudito que se pretenda hacerle ver al pueblo que, quién ha luchado por conseguir una vivienda son gente peligrosa, que no respeta la ley y sin embargo no se diga nada ni se haga lo imposible por acabar con los privilegios de quién ostenta el poder o quiénes se dicen representantes del pueblo, y que, en lugar de dar ejemplo, restriegan a ese pueblo su impunidad.
Que mientras casi uno de cada tres niños en España esté en riesgo de pobreza y de exclusión social, mientras se eliminan 10.000 becas comedor, la encargada de esta afrenta, a la sazón la mentirosa Figar, obtenga una beca para llevar a su hija a una guardería PRIVADA de 1100 euros/año cuando los ingresos de su familia superan los cien mil euros al año. Eso no solo es inmoral, manifiestamente injusto y además repudiable. Porque además es legal, lo que encabrona más al personal y empeora las cosas. ¿Cual debe ser el objetivo moral de una beca? Ayudar a quién no puede permitirse que sus hijos estudien. Ya sea mediante becas comedor, becas de libros o becas a la matrículas en el caso de la universidad. ¿Cual es la legalidad inmoral? Que la beca la reciben quiénes cumplen unos requisitos basados en el seguimiento o coincidencia con la ideología de quién ostenta el poder. Así las becas las reciben quiénes tienen muchos hijos independientemente de su poder adquisitivo y además, y para más escarnio y mofa del pueblo, para el pago de la educación PRIVADA.
Contra eso es contra lo que todo el mundo debería luchar. Y sin embargo, como decíamos el otro día, acabamos maldiciendo al vecino porque ha conseguido lo que nos gustaría haber conseguido a nosotros y ponemos en duda con argumentos tan peregrinos como que a todos nos gustaría que nos ayudaran as pagar nuestra hipoteca o que nos dieran la beca de libros aunque tengamos suficiente dinero como para que su compra no suponga un problema.
Lo peor, es que en todos los medios se está dando por hecho algo de lo que llevo advirtiendo hace más de un año. En caso de pérdida de votos significativa de PP$%€, acabarán montando un gobierno de coalición que no sólo garantice la inmunidad, prebendas y las leyes de la desigualdad que ahora sufrimos sino que además les garantice el poder durante años.
Siendo egoístas, debemos luchar todos juntos contra lo que muchos (casi todos) consideramos una estafa como el recibo de la luz. Debemos luchar por que las becas sean concedidas por necesidad económica y no por tener más o menos hermanos. Debemos luchar por la educación pública, de calidad y pagada con los impuestos. Debemos luchar por la sanidad pública y universal. Por que las carreteras sean transitables y no con unos baches que cabe un coche completo. Debemos luchar porque el dinero público se utilice en el bien de todos y no en construir colegios para la iglesia, para el OPUS o los mercenarios de Cristo. Debemos luchar porque nuestros impuestos se inviertan en obra pública como la reparación de calles y carreteras y no en construir megaproyectos como el pentágono de Madrid. Debemos luchar porque los bancos, si han recibido dinero público, sean nuestros y no se le regalen después de salvados a quiénes han maquinado todo este tinglado con el fin de hacerse más y más ricos.
Esas son las cosas que egoístamente a mi me interesan y que no creo que nadie pueda decir que moralmente son reprobables. Y lo que es mejor, seguro que las firmarían la mayor parte de la ciudadanía.
Entonces, ¿porqué no luchamos juntos?

Este vídeo lo explica:

Anuncios

4 comentarios en “Razones egoístas para luchar

  1. Cuando las personas se quedan sin casa sin trabajo no se debe permitir que pasen dos años sin atender a sus necesidades. Sus trampas son las de siempre su fácil verbo recuerda al de Gonzalez. Susana quizá buscaba lanzar el mensaje de la legalidad para el banco que le dejó el dinero, Susana actuó como si quisiera demostrar que ella sí tiene futuro y lo mismo le puede votar la derecha desencantada de el ala derecha y mayoritaria del psoe. Ha quedado fatal desde mi punto de vista pq encima Elena Cortés estaba de viaje.
    El video es duro muy duro al principio. La verdad es que lo complicamos todo en nombre del” progreso” que sí es esclavitud.
    Quizá no luchamos juntos pq está demasiado interiorizado el “todos son iguales” y la gente en vez de buscar algo diferente o participar en política activamente prefiere lo fácil, prefiere que se lo den resuelto.
    Ohh!! lo que nos faltaba pentágono y todo .. si es que ni con aceite hirviendo se van a ir … las obras son justo las que les dan los votos.

Los comentarios están cerrados.