El fiasco del 78

La cigarra, la hormiga y el escarabajo pelotero.

En un tórrido verano, una hormiga y una cigarra pasaban el día tomando el sol. La cigarra, amenizaba las noches tocando sus patas mientras la hormiga contemplaba las estrellas.
Por allí pasaba todos los días un escarabajo pelotero que recogía la mierda en bolas y la guardaba para cuando llegara el invierno.

La cigarra y la hormiga se reían del escarabajo y decían,- “mira el pringao que saca sus riquezas de los deshechos de otros animales”.

El escarabajo se revolvía y les decía, “ya llegará el invierno y veremos a ver quién se ríe”.

La cigarra cantaba y meneaba las patas y decía que el invierno, gracias a sus cantos, no llegaría jamás.

La hormiga por su parte, le decía al escarabajo pelotero, que ella era hija de hormigas, nieta de hormigas y que sus antepasados ya habían trabajado lo suficiente como para que a ella no le faltara de nada en el invierno. Y decía eso mientras el hormiguero estaba cada vez más vacío, cada vez más hormigas abandonaban el mismo y todas sus escasas compañeras que se quedaban, se comportaban como ella. Incluso se enfadaba y le decía al escarabajo que a ver si ahora alguien que vivía con la mierda de otros, le iba a enseñar a ella como pasar el invierno.

Y así transcurrieron los días del tórrido verano y del suave otoño. La cigarra cantando, cada vez menos y la hormiga tumbada a la bartola.

Y llegó el invierno. Y la cigarra, con su fuerza, encontró un hormiguero repleto de despensas dónde robar la comida. Y la hormiga se encontró con que ella y sus pocas compañeras de hormiguero no tenían comida y que, todo lo que sus antepasados habían hecho antes, ahora no servía para comer.

El escarabajo, calentito entre la mierda y con millones de nutrientes con los que alimentarse, ivernaba felizmente sabiendo que, la primavera volvería pronto, y todo volvería a comenzar.

Cuando uno cree que ya lo tiene todo conseguido porque sus ancestros ya lucharon suficiente, acaba siendo esclavo del recuerdo y pisoteado por los demás.

*****

Se han reído de nosotros durante años. Nos han llamado agoreros, antisistema, perroflautas, y todo porque les decimos aquello que no quieren oír. Ahora, que ven el peligro de que todo su mundo se desmorone, empiezan a echárnoslo en cara y se creen mejores que nosotros porque años atrás, otros lucharon para que ahora tengamos la oportunidad de conseguir un mundo mejor.

El régimen del 78 es una mierda. Esa es la verdad. Y sí, tengo edad suficiente como para acordarme de los asesinatos de la calle Atocha y aún más, no teniendo edad suficiente para haber pisado un calabozo franquista, si la tengo como para haberme pasado en vela la noche del 23 de febrero de 1981 pensando como llegar desde Burgos a Francia sin ser detenido. Y la suficiente como para haber sufrido las represalias de algún fascista y las consecuencias de no callarse cuando el fascista era profesor (y no me refiero a llevar perlitas del Zara).

Cuando alguien se autonombra portavoz de los abogados asesinados en Atocha, está jugando con fuego. Primero porque no creo que, de vivir y de seguir fieles a sus ideales, ellos lo consintieran. Y segundo porque hemos visto como algunos con el traje de pana y don del engaño, pasaron de decir que querían un mundo mejor e igualitario para todos, a vivir de las rentas de las eléctricas. Eléctricas a las que beneficiaron cuando estuvieron en el poder.

Cuando nos recuerdan que en el 78 se hizo lo que se pudo y que gracias a ello ahora no somos detenidos por contrariar a un Ministro, están mintiendo. No se si consciente o inconscientemente. No se si es que han acabado creyéndose las mentiras que han estado contando durante años.

Lo del 78 no fue una concesión. Durante los últimos años del franquismo, la situación social era insostenible en el tiempo. Si, muchos son los que lucharon durante el franquismo para que se acabara. Pero otros, fueron los que, recogieron aquel trabajo en su beneficio y no en el del resto de españoles. Se dice que Isidoro pactó con la CIA este sistema bipartidista para evitar el comunismo. Es muy probable. Pero lo que a mi, que viví aquellos años desde dentro, puede nadie contarme, son milongas. En el 78 los fascistas estaban contra las cuerdas. Y sí, eran peligrosos y daban palizas, justamente porque veían como se les acababa su negocio. Pero este régimen continuista, consiguió, mediante una ley de amnistía que, los genocidas, los ladrones, los tramposos, los asesinos,… nunca pagaran por sus fechorías. Y es más, no solo no pagaron sino que continuaron en el poder, maqueando y disimulando su fascismo. Y han llegado hasta ahora. Nada se hizo entonces por democratizar la justicia. Nada se hizo por democratizar la policía o la guardia civil.

Que tengamos en el gobierno a una serie de fascistas retrógrados que no creen en la libertad, que usan la legalidad para sus fines y que mediante leyes como la Mordaza, o la de tasas quieren coartar la libertad, se lo debemos agradecer a aquellos que en el 78 tragaron con esta mierda en lugar de haber acabado con el régimen franquista como merecía: con juicios y con penas de cárcel.

Que alguien que ha sido defenestrado de la televisión pública por quién no cree en la libertad de expresión y por quién sin ningún pudor manipula todos aquellos medios que caen bajo su control, defienda lo que se hizo en el 78 o no tiene memoria o simplemente se ha creído las mentiras que le han tocado decir cuando estaba en la tele o incluso es posible que lo haga porque ve peligrar sus ingresos. Porque algunos viven de asesorar gobiernos extranjeros y otros de difundir las mentiras de los gobiernos españoles.

Todo lo que nos está pasando es consecuencia de ese régimen del 78 que en lugar de poner un punto y final, sólo fue, primero un punto y coma, luego una coma y ahora ya ni siquiera tiene signos de puntuación.

Lo sucedido en el 78 fue un engaño. Una gota de colonia entre el mal olor para contentar a la población. Pero los cerdos, siguen trabajando para que ese hedor no se vaya nunca. O acabamos con los cerdos o nunca se acabará la mierda. Y razones hay, de nuevo, más que suficientes.

A lo peor, PODEMOS es un fiasco. Pero lo que hay ahora ya sabemos que lo es.

Anuncios

10 comentarios en “El fiasco del 78

  1. “Lo sucedido en el 78 fue un engaño. Una gota de colonia entre el mal olor para contentar a la población. Pero los cerdos, siguen trabajando para que ese hedor no se vaya nunca. O acabamos con los cerdos o nunca se acabará la mierda. Y razones hay, de nuevo, más que suficientes”
    Muy bien dicho !!
    Los miserables y mamandurrianos están dispuestos a TODO.
    Salud y feliz descanso

  2. Aplauso.
    Y me quito el sombrero. (si lo tuviera)
    Y te grito: Olé..!! Olé…!! y… Olé…!!

    Ha sido este fin de semana cuando bicheando entre el periodismo decente, en internet, cuando topé con este artículo de Juan Ramón Lucas:
    http://www.infolibre.es/noticias/opinion/2015/02/20/vale_con_tonteria_del_78_28703_1023.html
    Y cuyo titulo “Ya está bien con la tontería del 78” me enganchó para terminar con un cabreo de contar y no parar. Pensaba contestar al susodicho. Y lo voy a hacer, pero con el material que has colgado, del que, como va siendo habitual, suscribo hasta la tinta digital que lo compone, pues tal es la empatía que tus escritos me suelen producir.

    Chapó, querido Cele. Hemos vivido lo mismo en igual tiempo. Así que milongas… las justas…!!

    Un abrazo.

  3. Cierto. Eso recuerdo a muxos q no piensan en la transcendencia del momento y poco en politica ;por eso no podemos permitir que señalen con el dedo en una dirección cuando la información está en la contraria.
    Trabajan con ganas las brigadas de periodistas que viven mejor así de comodos y los que ahora mismo no tienen gobierno que les haga caso como Fg , PJ que esta mañana le parecía sospechoso que las encuestas donde da mas alto ciudadanos en el las de prisa. Ese en breve atacará con su español.
    Tb leí a Lucas y deseé con toda el alma que alguien con muchos argumentos le respondiera y no encontré a nadie hasta la noche de ayer y solo me quedaba que fueras tú y te salió redondo. Ahora solo queda que el lo lea.
    Salud

  4. Pingback: El fiasco del 78 | EL VIL METAL. | Scoop.it

Los comentarios están cerrados.